Desmitificando al lobo en Ourense

Os cuelgo el cartel de unas jornadas interesantes que se realizarán en breves en Ourense. Se ruega difusión (y asistencia). 
Podeís obtener más información en la página de ASCEL pinchando AQUI y el contacto para inscribiros en la página del Aula da Natureza do río Miño pinchando AQUI.

Espero que os animeis. Saludos y Gracias!

Congreso GIA Allariz

El fin de semana pasado tuvo lugar el XI Congreso de Aguiluchos organizado por el GIA y la SGO en Allariz (Ourense). Asistimos Pablo, Alberto y el menda que escribe, casi como únicos representantes gallegos (menuda verguenza que los compañeros extremeños casi nos duplicaran en número de asistentes en nuestra propia tierra, (¿compatriotas..dónde os metisteis?).
Aprendimos mucho sobre aguiluchos, comimos muy bien, además, hubo una sesión nocturna de charlas informal por los garitos de Allariz y como consecuencia, alguna cara pesada las primeras horas en la salida del domingo. 😉

Detallo a continuación algunas de las ideas que a raíz de los expuesto en las jornadas, saqué sobre el Aguilucho cenizo:

Macho de Aguilucho cenizo Circus pygargus Foto: Ricardo Rodríguez
Especie generalista en cuanto a su dieta y menos selectiva en cuanto al hábitat, respecto al Aguilucho pálido Circus cyaneus y al Aguilucho papialbo Circus macrouros. Es una especie semi-colonial cuya densidad es altamente variable, principalmente debido a la variación anual de los recursos tróficos.

En Galicia, los Aguiluchos cenizos cazan fundamentalmente en pastizales y en monte bajo. Sus presas más frecuentes son topillos, topos, ortópteros, grillos, etc.

Nuestros Aguilichos cenizos son fieles a sus zonas de invernada que están situadas en el África subsahariana, principalmente en Mauritania, Malí y en menor medida en Burkina Faso, Ghana, Senegal, Gambia y Guinea Bissau. Sus áreas de campeo allí son grandes y hacen desplazamientos frecuentes que varían entre los 30 y 70 km.

En Galicia, al Aguilucho cenizo le llamamos Tartaraña cincenta. A continuación expongo algunos datos presentados por Xavier Pumariño en el congreso sobre la especie en la comunidad.

Evolución de la población reproductora de Aguilucho cenizo en Galicia

Evolución de la población reproductora de Aguilucho cenizo en la comarca de A Limia (Datos: Villariño et. al. 75-85 y 94-2001 y Pumariño, X. 2008-09).

En los datos aportados en las tablas superiores, se puede percibir una ligera disminución de la especie en la comunidad gallega. Especialmente en la comarca de A Limia con una regresión de entre el 39’4% y el 58’4%. La reducción de los efectivos, podría ir acompañada con una reducción del área de distribución, lo que parece podría haber sucedido en la provincia de A Coruña (Xabier Pumariño com.pers.). 

Se conocen causas concretas que propiciaron la desaparición de parejas de aguilucho. Entre ellas, figuran la implantación indiscriminada de aerogeneradores, la caza y la pérdida de hábitat derivada de las plantaciones forestales de pinos y eucaliptos en matorrales propicios para la nidificación de la especie, por la transformación en pastizales de los matorrales que usan para nidificar (muchos de ellos hábitats de interés prioritario), el uso de pastizales para el regadio (maíz y patatas) y por la urbanización del entorno rural (construcción de granjas). 
Además, las amenazas que acechan a esta y otras especies en sus áreas de invernada no son nada despreciables. Aunque de ello, hablaremos en otra entrada. 

Hábitat del Aguilucho cenizo Circus pygargus en Galicia
Los últimos estudios realizados permiten sacar numerosas conclusiones. Pero, la principal quizás sea que los Aguiluchos cenizos en Galicia viven en ambientes diferentes a los del resto de la península. 
Que la casi totalidad de sus nidos fueran encontrados en matorrales de tojo y el alto porcentaje de melanismo detectado en la población galaica, podrían hacernos considerar que se trata de una población significativa, lo que le da un mayor interés de cara a su conservación.

A pesar de no disponer de amplias llanuras cerealistas, el territorio gallego alberga una población de aguilucho cenizo relativamente importante cuyas principales amenazas parecen además estar  claramente identificadas. Lo que no siempre ocurre con especies que se hallan en regresión.

Desgraciadamente, esto parece no ser suficiente para que el gobierno gallego apueste por preservación de nuestros aguiluchos y actualmente, mantiene paralizado el Plan integral de conservación del género Circus en Galicia y las subvenciones van destinadas a financiar actividades cinegéticas cuyas repercusiones ni siquiera son estudiadas…

Podeis leer las conclusiones de estas jornadas en este enlace.

Jornadas carnívoros esquivos: Lobo y Tejón, Biología, Conservación y Detección.

En otra entrada de este blog hablé del centro As Corcerizas de la Sierra San Mamede, de lo bien que lo pasamos en un curso sobre rastros y de la grata compañía que tuvimos. 
El  fin de semana del 23-24 de octubre parece que toca repetir ya que tendrán lugar otras jornadas tituladas “Carnívoros esquivos: biología, conservación y detección: el lobo Canis lupus y el tejón Meles meles“.

Las actividades comenzarán el sábado a las 10h. de la mañana con dos charlas: 

“Métodos no invasivos para el estudio de los carnívoros corre a cargo de Xosé Pardavila, biólogo de Sorex Ecoloxía e Medio Ambiente S.L. y presidente de la asociación G.E.A.S. que está realizando su tésis doctoral sobre el tejón Meles meles Ecoloxía do Porcoteixo en ecosistemas temperados” vinculado al Departamento de Biología Celular y Ecología de la USC.

El lobo ibérico, conservación y amenazas de una especie emblemática” corre a cargo de un servidor al que volvieron a invitar y que cuenta con un modestísimo curriculo, técnico en recursos naturales, estudiante de ciencias ambientales y miembro de ASCEL.

Además, habrá una exposición de rastros y señales de ambas especies por parte de la Asociación Amigos da terra y parte de una exposición sobre el lobo ibérico cedida por Pablo Sierra, igualmente miembro de ASCEL.

Prácticas de Campo: Instalación de trampas de pelo y equipos de fototrampeo que se recogerán el domingo por la mañana para analizar en grupo los resultados obtenidos.

Al rematar, iniciaremos una excursión al expectacular abedular de Montederramo del que os hablé en la otra entrada

Es uno de los bosques de abedul más representativos de la península. Se desarrolla en laderas de regular pendiente 30-60%, entre 1.200 y 1.500 m de altitud (San Mamede se situa a 1.618 m) sobre materiales graníticos, pizarras y cuarcitas. La altura de los abedules varía entre los 8 y 12 m. siendo común la presencia de ejemplares de 20 m. El bosque está orientado en umbría (N y NE), es lógico en un área de vegetación tipicamente submediterránea.

Volveremos acercandonos a la noche, por lo que es recomendable llevar además de comida y agua, una linterna o un frontal. 
Es posible dormir y cocinar ambas noches en el albergue As Corcerizas…menuda cena nos hizo Xurxo el año pasado!
Si os animáis a participar, en la web de Amigos da terra podeis encontrar más información y el modo de inscripción. La estancia en el albergue va incluida en el precio.

Un saludo!

Más jornadas loberas

Siguiendo con la tónica del post anterior, os informo de la realización de otras jornadas loberas en el ayuntamiento pontevedrés de Marín.

Aunque el cartel no es comparable al nivel científico de las realizadas por los compañeros del Grupo Lobo Euskadi, el ayuntamiento y varios colaboradores organizaron numerosas actividades y charlas durante toda la estancia de la exposición “Amigo lobo” de Carlos Sanz que prometen ser de los más interesante.

Os dejo el cartel a continuación, pinchad para aumentar y descargarlo. Buscad entre los ponentes, puede que encontreis algún nombre conocido.

Espero veros a todos!

Large Carnivores

Invitados de lujo tenemos este mes en el Noroeste ibérico!

Podeis descargaros el tríptico pinchando AQUI.

Los amigos del Grupo Lobo Euskadi organizan la 5º edición del Aula de ecología del lobo ibérico a la que tuve la suerte de asistir en 2008. Esta edición cuenta con invitados de honor como:

Paul Paquet, Doctor en biología, catedrático de la Universidad de Calgary (Canadá) y autor de numerosos libros y artículos sobre lobos sobre los que lleva más de 35 años estudiando.

Jennifer A. Leonard, Doctora en biología, investigadora genetista en el instituto Smithsonian de Washington y autora de numerosos artículos sobre biología de la evolución.

Francisco Palomares, Doctor en biología e investigador de la Estación Biológica de Doñana.

Javier Naves, Doctor en biología, Investigador del Instituto Cantábrico de la Biodiversidad, Experto internacional del Oso Pardo y autor además de numerosos libros sobre la especie.

Andrés Ordiz, Doctor en biología de la Conservación que trabajó durante años con el lobo en la península ibérica y centra ahora sus investigaciones en el Oso pardo.

Jon E. Swenson, Doctor en biología, Catedrático de la Universidad noruega de Life Sciences y director científico del Proyecto Oso Escandinavia.

Veis que las jornadas prometen y el cartel impresiona. Si alguno duda por la distancia, que no dude en ponerse en contacto conmigo para la posibilidad de compartir vehículo.

Gracias a la gentileza del amigo Jorge Echegaray, os dejo con una ponencia de:

Luigi Boitani, Doctor en biología, profesor de la Universidad de Roma e investigador experto del lobo a nivel internacional, autor del best seller: “Wolves, Behavior, Ecology and Conservation“.

Espero que os haya gustado

San Mamede

Este domingo tuvieron lugar las II jornadas sobre rastros y señales de la fauna gallega en el centro ambiental As Corcerizas situado en la Sierra de San Mamede del Macizo central Ourensano.
Una compañera de Amigos da terra, la asociación organizadora del evento me invitó a impartir una charla sobre huellas y rastros de los carnívoros gallegos. Yo no soy ningún experto en el tema, ni siquiera sé mucho acerca de él, asi que fue poco más que un halago.

Llegué al centro el día anterior con el objetivo de conocer un poco la zona ya que los compañeros de Axena habían organizado una quedada para visitar el Bidueiral de Montederramo a la que de buena gana me apunté.
Una vez allí, tuve la suerte de ver varios bandos de lúganos, además de verderones, agateadores y una pareja de piquituertos.

Macho de piquituertoLoxia Curvirostra
Parus ater

Una vez en camino, comprobamos que a pesar de que las partes bajas de la sierra están bien conservadas y compuestas de manchas de prados y bosques caducifolios, las partes altas debido a los continuos incendios, están vegetadas por brezales o en el mejor de los casos repobladas por pinos en laderas aterrazadas.

Sin embargo alguna ladera si que conserva parte de su belleza original.

Durante parte del camino, el rastro de tres posibles lobos nos acompañó gran parte del camino.

Excremento de lobo conteniendo pelos de corzo

Además, encontramos en varias alambradas de espino pelos de tejón
Buscamos anfibios en varios puntos de agua sin éxito. Sólo fue posible ver esta sanguijuela. Raúl me comentó que no son tan buenos indicadores de la calidad de las aguas como se cree y que suelen encontrarlas parasitando ranas.

Ya con vistas hacia el Parque Natural del Invernadoiro, avisamos al 085 de esta columna de humo. Es en época primaveral cuando arden más hectáreas en nuestros montes. la principal causalidad es la creación de pastos y brotes tiernos para el ganado. A este tipo de prácticas le debemos montañas desarboladas y con tan poco suelo que sólo los brezales compuestos por Erica australis subsp aragonensis y Daboecia cantabrica son capaces de vegetar.
Una vez llegados a la parte alta del Bidueiral, el mal tiempo se nos echó encima impidiendo adentrarnos en el bosque; una decepción, ya que era el principal motivo de nuestra excursión.
Es uno de los bosques de abedul más representativos de la península. Se desarrolla en laderas de regular pendiente 30-60%, entre 1.200 y 1.500 m de altitud (San Mamede se situa a 1.618 m) sobre materiales graníticos, pizarras y cuarcitas. La altura de los abedules varía entre los 8 y 12 m. siendo común la presencia de ejemplares de 20 m. El bosque está orientado en umbría (N y NE), es lógico en un área de vegetación tipicamente submediterránea.
Una densa cortina de niebla cubrió rápidamente el entorno.

Los abedulares son formaciones típicas de la iberia húmeda, pero aparecen tambien en lugares con sequía estival, aunque en situaciones favorables, microclimas, donde localmente puedan encontrar condiciones ambientales compatibles (como se da el caso).

En el noroeste ibérico, los abedulares están compuestos principalmente por Betula alba (=Betula pubescens), en el norte de Europa la presencia de Betula pendula se hace mayor. Los abedules soportan las oscilaciones térmicas y el frío, pudiendo en verano resistir temperaturas muy elevadas siempre que los suelos mantengan un cierto grado de humedad (compensación hídrica freática). En territorios con predominio del clima eurosiberiano peninsular, es común encontrar abedules en ambientes ribereños. Son especies colonizadoras de espacios abiertos que requieren ambientes bien iluminados y manifiestan una marcada preferencia por los suelos ácidos. Los abedules son árboles biológicamente preparados para una expansión rápida en condiciones favorables (gran producción de frutos ligeros y alados, reproducción vegetativa y germinación fácil, etc.).

En las proximidades de este espacio de la Red Natura 2000, nos topamos con esta imagen.
La malla cinegética instalada en la explotación comercial cinegética que ocupa 737 ha y es gestionada por Tecsagés sigue sin ser retirada a pesar del compromiso adoptado por la Consellería de Medio ambiente.

Despues de la ventisca, la densa niebla y unos cuantos copos, sale imprevisiblemente el sol y nos deja con estas estampas.

La jornada de campo remataba y dejaba lugar a una larga noche llena de risas y buen rollo.
Al día siguiente, despues de las charlas, dimos una breve ruta en busca de rastros y señales de la fauna local. Se localizaron huellas de ciervo y corzo y excrementos de lobo, garduña y zorro (probablemente).
Excremento con pelos y huesos de micromamífero, posiblemente de zorro

Tuvimos la suerte de ver golondrinas y un águila culebrera. Mi primera del año. Bienvenida!
Circaetus gallicus

Xosé Ramón hizo gala de sus amplios conocimientos sobre la flora de Ourense identificando un par de bellezas botánicas:

Romulea sp.
Otro ejemplar de Romulea que en un principio pensé leucístico pero Xurxo aclaró que podría tratarse simplemente de una despigmentación.
Y este precioso ejemplar de Diente de perro

Erythronium Denscanis

Además, había varios Narcisos (Narcissus asturiensis), especie catalogada como vulnerable y que olvidé fotografiar.

La ladera norte mejor conservada estaba formada por un robledal extenso y un mosaico de prados y brezales sobre los que se cernía la culebrera.
Las vistas son amplias y se pudo distinguir la comarca de Xinzo, A Limia y los Picos nevados de la Sierra del Xurés.
Resumiendo, la Sierra de San Mamede está bastante destrozada por los sucesivos incendios, pero en ella aun podreis hallar especies interesantes y disponer de un excelente y económico albergue.